Afrontar la CSRD y las emisiones de Alcance 3: de la complejidad a la oportunidad

Un obstáculo habitual para las organizaciones que quieren hacer un seguimiento de sus emisiones y notificarlas suele ser la carencia de experiencia en la adquisición, el seguimiento y la notificación de emisiones a toda la cadena de valor.

cálculo del alcance 3

Comprender las emisiones de GEI e el Alcance 3

Las organizaciones de todo el mundo han avanzado mucho en el conocimiento de sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), sobre todo dentro de sus propias operaciones (conocidas como emisiones de Alcance 1 y Alcance 2). Sin embargo, la recopilación de datos precisos sobre las emisiones de toda la cadena de suministro, lo que se conoce como emisiones de Alcance 3, suele ser un escollo a la hora de realizar un inventario de gases de efecto invernadero.

A medida que los riesgos relacionados con el clima para las organizaciones siguen aumentando, las normativas, como la Directiva sobre informes de sostenibilidad corporativa (CSRD), han añadido una nueva responsabilidad a las empresas para gestionar estos riesgos.

Estas normativas están destinadas a revolucionar los informes de sostenibilidad de las organizaciones, ya que obligan a divulgar anualmente las emisiones (junto con otros datos ESG) y los objetivos fijados para la reducción de estas emisiones.

El dilema de las emisiones de Alcance 3

Aunque las emisiones de Alcance 3 pueden constituir una parte sustancial de las emisiones totales de una organización, solo una parte de las empresas han establecido aún objetivos para ellas. Además de las normativas cada vez más estrictas, la presión por abordar las emisiones de Alcance 3 procede tanto de fuentes internas como externas, incluidos clientes e inversores.

Además, para quienes supervisan los planes de descarbonización asociados de sus organizaciones, el reto suele consistir en tratar de comprender y mitigar las emisiones que no están directamente bajo el control de la empresa declarante.

gráfico de las emisiones del alcance 3

Navegar por la complejidad upstream y downstream

Las empresas se enfrentan ahora al problema de lidiar con dinámicas complejas de la cadena de suministro y, al mismo tiempo, abordar e informar sobre sus emisiones. Los esfuerzos por racionalizar estas complejidades y desarrollar planes transparentes de reducción de las emisiones de alcance 3 pueden dividirse en los denominados aspectos previos (upstream) y posteriores (downstream).

DescripcióReto
UpstreamEmisiones de materias primas, proveedores, componentes.Requiere un compromiso activo con los proveedores y vendedores a lo largo de toda la cadena de suministro.
DownstreamEmisiones generadas tras la producción de un producto o servicio, durante su uso o eliminación.Requiere el seguimiento de las emisiones a lo largo de todas las fases del ciclo de vida posterior a la creación.

Sectores con elevadas emisiones de Alcance 3

Aunque la notificación de las emisiones de alcance 3 afecta a todas las organizaciones, algunos sectores tienen una influencia más significativa del alcance 3 en su impacto total de GEI. En el extremo superior, las emisiones de alcance 3 representan más del 99% de las emisiones del sector de los servicios financieros; en cambio, las emisiones de alcance 3 solo son responsables del 16% de las emisiones de la industria cementera.

Debido a la Directiva sobre la responsabilidad social de las empresas, las organizaciones de todos los sectores deberán presentar datos sobre las emisiones de alcance 3, siempre que ya estén incluidas en el ámbito de aplicación.

gráfico de las emisiones de alcance 3

La CSRD y su conexión con las emisiones de alcance 3

La entrada en vigor de la normativa CSRD marca el comienzo de una nueva era de transparencia y responsabilidad para las estrategias y los informes de las organizaciones relacionados con la sostenibilidad. Esta normativa obliga a divulgar información detallada sobre las emisiones y a establecer objetivos de reducción de emisiones en los alcances 1, 2 y 3.

El primer conjunto de normas CSRD, ya en vigor, hace hincapié en los impactos materiales de las organizaciones sobre las personas, el medio ambiente y las operaciones de negocio / cadena de valor. Esto incluye cuestiones medioambientales como las emisiones de gases de efecto invernadero, la eficiencia energética y las dependencias asociadas. También se destacan las consideraciones sociales, que abarcan las condiciones laborales, los derechos humanos y la igualdad de oportunidades en la cadena de valor.

El segundo conjunto de normas, que se adoptará el 30 de junio de 2024, tiene por objeto perfeccionar la presentación de informes abordando los niveles y límites de la información, haciendo hincapié en la importancia de las emisiones de Alcance 3 para medir el impacto social y medioambiental. Por lo tanto, es vital que cada organización se asegure de que se adelanta a estas normativas en la obtención, el seguimiento y la notificación de su Alcance 3.

¿Qué pueden hacer las organizaciones para alinear sus cadenas de suministro con la CSRD?

Elaborar un plan de transición creíble

Establecer objetivos claros, especialmente para las emisiones de Alcance 3, y formular estrategias sólidas para alcanzarlos.

Aprovechar los datos

La integración de un modelo completo de datos de emisiones de alcance 3 ofrece oportunidades para la toma de decisiones informadas y el compromiso de los proveedores más allá del cumplimiento.

Colaborar con las partes interesadas

Alinear a las partes interesadas en torno a un conjunto de datos común garantiza una toma de decisiones informada y estrategias fundamentadas.

Desarrollar el posicionamiento Net Zero

Abordar de forma proactiva las emisiones de Alcance 3 posiciona a las empresas como líderes en la transición hacia un futuro Net Zero. Aunque el cumplimiento de la normativa es inmediato, las implicaciones estratégicas de fijar un objetivo de Net Zero son a largo plazo.

Adoptar nuevas posibilidades

A pesar de los retos, abordar las emisiones de Alcance 3 presenta oportunidades para una valiosa colaboración en las cadenas de suministro, lo que conduce a productos y servicios mejorados y a declaraciones ecológicas más creíbles.

Informes reglamentarios de alcance 3: FAQ

¿Quién tiene que notificar las emisiones de Alcance 3 de acuerdo con la CSRD?

Todas las organizaciones que deben cumplir con la CSRD. La CSRD exige la presentación de informes de Alcance 3, que incluye la recopilación de información sobre sostenibilidad en toda la cadena de valor o de suministro de una empresa.

¿Cómo capturar las emisiones de alcance 3?

Anthesis puede ayudar a las organizaciones a involucrar a sus proveedores y, utilizando nuestra herramienta de gestión de inventario de GEI, RouteZero, apoyar el seguimiento continuo y la presentación de informes de sus emisiones de alcance 3.

¿La huella de carbono incluye el alcance 3?

La huella de carbono es la cantidad total de gases de efecto invernadero (incluidos el dióxido de carbono y el metano) generados por nuestras acciones. Normalmente, muchas organizaciones consideran que una huella de carbono solo incluye las emisiones de alcance 1 y 2; sin embargo, un inventario completo de GEI (es decir, una huella de carbono completa) también incluiría el alcance 3.

¿Requiere el TCFD informes de alcance 3?

El TCFD recomienda que las empresas revelen las emisiones de Alcance 3 cuando constituyan una parte significativa (40% o más) de sus emisiones globales de GEI.

¿Es obligatorio el alcance 3 en el informe racionalizado sobre la energía y el carbono (SECR)?

La notificación de otras emisiones de Alcance 3 es voluntaria, pero se recomienda encarecidamente cuando se trate de una fuente importante de emisiones.